Una nueva directiva de maternidad

embarazadagrande

Los socialistas hemos exigido más avances en las condiciones de la conciliación y garantías para que las mujeres no sean penalizadas laboralmente cuando sean madres. Tras la retirada por parte de la Comisión Europea de la Directiva que pedía la revisión de la actual legislación sobre maternidad, que data de 1992, esta semana la Eurocámara ha votado a favor de reforzar la independencia social y económica de las madres, de proteger los derechos laborales de las mujeres embarazadas, y que el permiso parental se reparta equitativamente entre la madre y el padre.